¿Dónde reciclar las radiografías?

donde reciclar radiografias

Hoy en día casi todo objeto ya sea de plástico, metal o vidrio está expuesto a ser reciclado, incluso hasta las radiografías inservibles las cuáles deben de ser depositadas en lugares específicos como farmacias y puntos limpios. Todo esto supone un gran beneficio medioambiental y social.

La radiografía es una prueba rápida e indolora que procesa imágenes de las diferentes estructuras internas del cuerpo humano, en especial de los huesos.

Los haces de rayos X pasan a través del cuerpo y se absorben en diferentes cantidades dependiendo de la densidad del material a través del cual pasan.

Por ejemplo los materiales más densos como pueden ser los huesos se perciben de color blanco; el aire de los pulmones en negro; y la grasa y diferentes músculos aparecen como sombras grisáceas.

La tecnología radiográfica es utilizada para examinar diferentes partes del cuerpo y diagnosticar mediante esta prueba:

  • Lesiones en huesos y dientes: lesiones en los huesos o fracturas, infecciones, cáncer de huesos, caries, artritis, osteroporosis
  • Enfermedades del tórax: infecciones y afecciones pulmonares, cáncer mamario, corazón dilatado, vasos sanguíneos obstruidos
  • Patologías del abdomen: problemas en el tubo digestivo, objetos tragados.

Es importante que a la hora de realizar la radiografía, el paciente se quite todas las joyas y cualquier objeto metálico que lleve, así como quitar la ropa de la parte del cuerpo a realizar la radiografía.

Dependiendo de la prueba solicitada puede ser necesario introducir al paciente un contraste en el cuerpo (yodo o bario), que ayudan a observar las imágenes con toda clase de detalle.

Tras la radiografía el paciente puede retomar sus actividades de inmediato, puesto que este tipo de prueba no suele tener efectos secundarios.

Toda radiografía puede ser reutilizada y llegar a tener una segunda oportunidad si estas son depositadas en los lugares especializados para ellas, en donde luego serán procesadas sin contaminar.

Cómo se reciclan las radiografías

Es importante saber que la gran cantidad de radiografías inservibles que hay acumuladas en los hospitales o que incluso uno mismo puede llegar a tener en casa son altamente contaminantes si éstas terminan abandonadas o arrojadas en un medio natural, debido a la cantidad de sales de plata que contienen.

El mejor destino para tirar o bien reciclar una radiografía son las farmacias o los llamados Puntos Limpios.

No obstante es interesante saber que las sales de plata que contienen las radiografías, a través de técnicas y procesos no contaminantes se pueden extraer, purificar y fundir hasta convertirlas en lingotes vendibles a precio de mercado.

En la mayoría de los hospitales de Zaragoza y en algunas clínicas médicas cuentan con un contenedor especial en donde poder depositar las radiografías que van a ser desechadas. Cuando el contenedor ya está lleno se vacía y son llevadas a otra planta de reciclaje especializada en tratar esta placa plástica con metales pesados.

El proceso de reciclar las radiografías viejas es el siguiente:

  • Cuando los sacos o contenedores de radiografías llegan a la planta de reciclaje se cortan en trocitos pequeños o se muelen. De este modo se cumple con la ley de protección de datos personales puesto que generalmente llevan el nombre del paciente escrito.
  • Los tozos pequeños obtenidos son colocados en unas máquinas lavadoras y centrifugadoras, las cuáles con la ayuda de productos específicos son capaces de extraer los materiales pesados y metales del plástico.
  • El resultado son láminas plásticas pequeñas de PET, reciclables que pueden utilizarse para fabricar botellas de plástico, y fibra textil.
  • La plata que ha quedado en los tanques o máquinas de lavado se refina y comercializa como plata.

Reciclar radiografías en Zaragoza

Mientras las radiografías estén bien guardadas éstas no contaminan ni desprenden ningún tipo de radiactividad como muchos creen, por lo que no hay que alarmarse.

En el momento que se desee reciclar una radiografía es importante NO depositarlas en los contenedores habituales de basura puesto que estos acaban en vertederos de basura o en los campos al aire libre. La radiografía al mojarse o empezar a descomponerse, podría contaminar la tierra, agua, etc., debido a los metales pesados de plata que lleva.

Tampoco deben de ser desechadas en los contenedores amarillos para plástico puesto que, aunque su composición si tiene una base plástica también contiene metales pesados como la plata que no pueden mezclarse y deben de ser tratados de un modo especial para evitar la contaminación.

En Zaragoza capital y provincia encontramos farmacias, centros de recogida de radiografías, Puntos Limpios o verdes en donde tirar las radiografías.

Depositando las radiografías inservibles en los diferentes lugares habilitados para ello se contribuye a proteger el Medio Ambiente de un material muy contaminante ofreciéndoles una segunda oportunidad.

Hoy en día, por suerte ya no se entregan tantas radiografías en placas de plástico sino que son guardadas en el hospital en formato digital o son entregadas al paciente también en formato digital ya sea en un pendrive, memoria USB, CD o bien son enviadas por correo electrónico.

INFORMACIÓN Y PRESUPUESTO ON-LINE